Blogia
petalofucsia

ARTE4: EL ANTIGUO EGIPTO. Millones de personas seguimos de cerca toda la actualidad del Antiguo Egipto, con la intención de desvelar los "Secretos" de esta milenaria Civilización. ¿Cuáles cree usted que pueden haber sido los Secretos de estos complejos arquitectónicos y escultóricos? Tras haber leído muchas revistas y haber estudiado el tema me animo a poner aquí mis puntos de vista. Quizás usted tenga otros, el caso sería poder repetir obras de esta envergadura... desentrañando sus misterios...

Los secretos del antiguo Egipto

  • Vallejo, Juan Jesús, (aut.)
  • Ediciones Nowtilus, S.L.
  • 1ª ed., 1ª imp.(11/2002)
  • 256 páginas; 22x16 cm
  • Idiomas: Español
  • ISBN: 8497630076 ISBN-13: 9788497630078
  • Encuadernación: Rústica
  • Colección: La puerta del misterio

Si lo imposible existe, está en Egipto. No hay otra forma de explicar la fascinación que empuja a millones de turistas todos los años a tomar el avión para recorrer unos lugares donde las temperaturas más benévolas podrían achicharrar al más curtido de los viajeros. Sin embargo, esta fascinación no es algo nuevo. Ya en tiempos de las culturas clásicas europeas, Grecia y Roma, los más doctos entre los eruditos viajaban hasta el país del Nilo para tomar conciencia de que existía una civilización más sabia que la suya.
Ahora las nuevas tecnologías nos hacen ver el pasado como algo primitivo, en el sentido más despectivo de la palabra. Sin embargo, la grandiosidad de esta mítica civilización tiene el poder de romper tópicos, haciendo que enmudezcamos ante sus increíbles restos. Y la pregunta es obligada: si lo que hoy podemos ver no es más que la punta del iceberg, ¿qué fueron capaces de lograr los antiguos egipcios?
Sería frívolo afirmar que en este libro se va a dar respuesta a tan complicada incógnita. Pero no es ninguna locura decir que con esta obra se puede acercar al gran público hasta un tiempo y una cultura que no por antiguos han pasado de moda. Ahora más que nunca el misterioso pasado que encierran las ardientes arenas del desierto está vigente, los descubrimientos y hallazgos en el mítico país africano no paran de aflorar. Lo curioso, además, de estas nuevas piezas del puzzle que continúan surgiendo, es que, lejos de poner fin a tantos siglos de incógnitas y de polémica, aumentan nuestra fascinación a la vez que arrojan más enigmas a los que enfrentarse.
Los secretos del antiguo Egipto propone un repaso por las facetas más sobrecogedoras de la cultura faraónica, retomando los misterios que embelesaron y asustaron a nuestros antepasados, y los nuevos descubrimientos que sorprenden a los científicos. Desde el nacimiento de la egiptología, una ciencia que aparece gracias al trabajo encomiable de un grupo de bohemios y soñadores, hasta las últimas investigaciones efectuadas sobre la Gran Pirámide de Gizeh, el más clásico y a la vez el increíble de los misterios terrenos.

Prólogo de Fernando Jiménez del Oso
Introducción
1. Una ciencia para locos, bohemios y herejes
2. La cultura que surgió de la nada
3. En el país de los magos
4. Los conocimientos perdidos
5. El mensaje oculto de la Gran pirámide
6. La Esfinge, el león dormido
7. Sexo, vida y muerte en el antiguo Egipto
8. El faraón iluminado
9. Tutankamon, el faraón maldito
10. Los incansables viajeros
Epílogo
Bibliografía


Obtenido de http://www.agapea.com/libros/Los-secretos-del-antiguo-Egipto-isbn-8497630076-i.htm

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

4 comentarios

petalofucsia -

uno debe de pararse como todo buen estudioso lo hace a buscar los "secretos" del Antiguo Egipto...

petalofucsia -

Estos hallazgos cuentan con una grandísima belleza, más todavía por la calidad de las piezas y su esmerada elaboración, tienen la particularidad de hallarse en perfecto estado de conservación y muestran a estos dioses venidos del más allá d...e una forma única e incomparable. Para todo esto hace falta algo más que la idea de un dios sino sentimientos de grandeza y una gran perfección técnica, fruto de algo más que sentimentalismo, más bien, una gran inteligencia o intuición de lo que puede ser "la grandeza" más extrema. Limitandonos los artistas convencionales a nociones estéticas más primarias y más cercanas a lo bello y no tanto a lo "elevado", para ello hace falta cierta reflexión previa y no tanto el "ponerse a hacerlo" de los artistas de a pie. Al fin y al cabo el sentido de unidad es propio de una obra muy meditada ...

petalofucsia -

a veces me pongo a resaltar, qué es lo que da el rasgo de unidad a la obra y busco los caracteres comunes a toda ella: ojos, narices, bocas, fisonomías, geometría y colosalismo. Esto debiera de ser la clave que da a la obra su sentido de un...idad. Algo con lo que no cuentan todas las catedrales del mundo, ya que son menos unitarias y sus esculturas más toscas comparado con la geomtría de los edificios. Sin embargo en Egipto se da un sentido de unidad notable y una perfecta sincronía entre arquitectura y escultura. Todo esto dota a la obra de una armonía impresionantes. Los arquitectos que participaron en la obra debieron de confesarnos sus planteamientos iniciales...

petalofucsia -

Parandonos a descifrar los misterios de Egipto, quizás algunos, aparte de en una obra muy meditada y razonada rasgo por rasgo, quizás estén en estudios preliminares, de un sentido de unidad extremo, basado en el estudio previo de los rasgos... "comunes" de toda la obra: leáse: colosalismo, atinamiento de ojos, bocas magnificas, elementos geometrícos comunes a toda la obra, poses calculadas, para ello aparte de mucho refinamiento, serían necesarios muchos cálculos previos, aparte de una meditación seria. Quizás una obra así pudiera repetirse dada la modernidad de los cálculos actuales, pero ante todo señalar, el tema de la obra: religioso, y cómo todos los seguidores del antiguo egipto reclaman, adivinar cuáles fueron los secretos y augurios de este pueblo de la prehistoria. Para ello nada mejor que la observación y el estudio, un estudio serio quizás pudiese revelarnos las claves para repetir obras de esta envergadura, aunque, como ya dije, se observa una meditación contenida, que debio de tomarse su tiempo, en crear ese "canon" que desde tiempos prehistoricos tanto nos ha fascinado...
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres