Blogia
petalofucsia

SOCIOLOGÍA: COMUNIDAD INTENCIONAL. Una comunidad intencional es un conjunto de personas cuyo eje de convocatoria persigue principios de afinidad y apoyo mutuo, planteándose en general una relación pacífica y armónica entre sus miembros, y de respeto y cuidado de la naturaleza donde se radican.

Comunidad intencional

De Wikipedia, la enciclopedia libre

Para la expresión paronomásica, véase comunidad internacional.

Una comunidad intencional es un conjunto de personas cuyo eje de convocatoria persigue principios de afinidad y apoyo mutuo, planteándose en general una relación pacífica y armónica entre sus miembros, y de respeto y cuidado de la naturaleza donde se radican.

Contenido

[ocultar]

Características [editar]

En general, se define a una comunidad intencional como un colectivo humano que comparte:

  • un principio convocante, creencia o propósito de unión,
  • una metodología de vida o prácticas compartidas,
  • un sitio geográfico donde se radican y desarrollan sus actividades.

Tipos [editar]

De propiedad compartida [editar]

De propiedad privada [editar]

  • Covivienda. Comunidad compuesta de casas privadas con cocinetas completas complementadas con extensos espacios que comparte con otras viviendas en común.

Comunidades utópicas [editar]

Motivos ecológicos

Motivos psicológicos

Motivos religiosos

Ideologia política

  • Comunidad igualitaria. Comunidades que practican la democracia directa, feminismo, ecologismo, la no violencia y la cooperación.
  • Kibbutz. Comunas inspiradas en una ideología sionista socialista.
  • Moshav. Tipo de comunidad rural israelí de carácter cooperativo, similar al kibutz, formado por granjas agrícolas individuales y promovida por el sionismo laborista.

Otros motivos ideológicos o de variados motivos.

Comunidades de transición [editar]

  • Las comunidades de transición son comunidades ya establecidas o formadas intencionalmente para amortiguar los efectos del agotamiento del petróleo. Fue un concepto creado por Louise Rooney y popularizado por Rob Hopkins en su libro "Manual de pueblos de transición".[1]

Ejemplos [editar]

Pueden encontrarse en todo el mundo comunidades intencionales formadas y nucleadas en torno a creencias y figuras religiosas, las que suelen actuar también como factor de unión y consenso entre sus miembros.

Ejemplos de estas últimas son las ancestrales congregaciones de menonitas, con dogmas y normas de convivencias cristianas extremadamente rígidas, hasta los grupos que se nuclean como comunidades devocionales de Sathya Sai Baba, de tendencias sociales más abiertas.

Comunidades no religiosas [editar]

Entre las experiencias no religiosas pueden contarse aquellas cuya filosofía constitutiva ha tomado bastantes postulados desde el hippismo, aunque hoy en día pueden o no compartir fielmente dicha idiosincrasia.

Modos y metodologías [editar]

Las metodologías planteadas pueden ser variadas. Desde las más antiguas, estrictas y dogmáticas, hasta las más modernas, liberales y abiertas.

Se encuentran asimismo casos de comunidades cuyas familias miembros habitan viviendas individuales, construidas con materiales extremadamente austeros, hasta lujosas residencias de alto nivel tecnológico. De igual manera también existieron experiencias de convivencia absoluta, donde todos los espacios se comparten.

En los últimos tiempos se ha dado en reducidos sectores sociales del mundo occidental, una corriente de iniciativas tendientes a la conformación de villas residenciales o parcelamientos rurales, en los que el principio de afinidad de sus miembros gira en torno a la denominada Nueva Era, con marcadas tendencias ecologistas y a veces proclives hacia corrientes espirituales hindúes occidentalizadas.

En similar línea social, y con mayores o menores puntos de contacto con dichas tendencias, también se han formado comunidades de objetivos sustentables en cuanto al uso racional de la tierra, vegetarianismo, aplicación de técnicas no agresivas (sin fertilizantes químicos), cultivos cíclicos, agroecología, permacultura, tecnologías blandas, alimentación natural, utilización de recursos renovables, reciclado de resíduos, etc. Algunas de estas experiencias se denominan ecovillas o bien ecoaldeas.

Referencias y notas [editar]

2. Camino se hace al andar. Del Individuo Moderno a la Comunidad Sostenible. José Luis Escorihuela "Ulises". Editorial Nous[1].

Véase también [editar]

Enlaces externos [editar]

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres